El precio de la lana, usada en textiles para coches, se desploma hasta no valer nada



SANTIAGO DE COMPOSTELA.- Diego Fernández aplicó aquello de «más vale pájaro en mano que ciento volando». Cuando este año uno de los tres laneros que recogen la lana de la esquila en Galicia le ofreció 10 céntimos por vellón (la materia prima que produce un animal) no dudó en agarrarse a la oferta.  Eso que el año pasado, el precio estaba en 25 céntimos.

Aunque la tarifa era mucho menor que la de hace un año, no se lo pensó dos veces porque, porque, como explican desde la Asociación de Criadores de Ovino y Caprino de Galicia (Ovica), el resto de los intermediarios que operan en Galicia no están pagando nada. La excusa es que el mercado está parado supuestamente debido a la crisis que atraviesa el sector del automóvil. Y podrán pensar, ¿qué tienen que ver los coches con la lana? Pues que mucha de la que se obtiene tras el esquilado de las ovejas en Galicia va destinada a la confección de textiles para vehículos.
«Dous dos tres que recollen a lá aquí non ofrecen nada. Un comprometeuse a pagar algo cando abriran os mercados», dicen desde Ovica. Pero hay ganaderos que no se fían. Hace unos años, en Castilla y León pasó algo parecido y, como apuntan desde COAG, «ha habido años en que los precios estaban completamente hundidos. Los intermediarios llenaron sus naves de lana pagando muy poco, pero cuando los precios se recuperaron no se acordaron de cumplir con los ganaderos».
Por eso, son bastantes los que prefieren agarrarse a la tarifa de diez céntimos que ofrece ese lanero a los socios de Ovica. «Máis ben é un prezo para poder darche a factura e a documentación porque hai que xustificar para onde vai ese producto. Teñen que darche un certificado conforme viñeron recollela. Despois lévana para unha planta de procesado de Valladolid», apunta Diego.
Valladolid es uno de los puntos desde donde sale la lana española hacia mercados como Cataluña, Portugal o China. Pero los laneros de Castilla y León aseguran que los mercados luso y chino están ahora cerrados. Por eso dicen que ofrecen lo que ofrecen. Uno de los que recogen en Galicia comenta que la materia prima de esta temporada va acumulándose en su almacén por falta de salida. Pero desde COAG matizan que en Castilla ya han empezado a moverse las exportaciones a China.
La lana producida en Castilla y León, según los cálculos realizados por COAG, genera en torno a 1,5 millones de euros. Está claro que el volumen que producen los ganaderos gallegos es mucho menor, comparado con el de Castilla y León. Los datos del censo de noviembre que maneja el Ministerio de Agricultura hablan de 140.161 ovejas registradas en la comunidad frente a los 1,23 millones de la autonomía vecina. De ahí que la estimación del valor que podría generar la lana en Galicia, a precio normal de mercado, estaría en torno a los 170.000 euros.
Aunque pueda parecer una anécdota, para los ganaderos de ovino lo que sucede con la lana es otra muestra más «do abuso» que están sufriendo con la excusa del coronavirus. Dice Diego que la piel de un cordero, «algo polo que hai anos pagaban unhas 1.000 pesetas [6 euros], agora están ofrecendo 50 céntimos». Pero más allá de eso, lo que están pagando por la carne de los animales también es «unha tomadura de pelo».
«Durante o confinamento, coa excusa do peche da hostelería, estabamos obtendo ofertas de 30 euros por cordeiro. Menos mal que despois poidemos dar saída a animais a través de Mercaproximidade e nolos pagaron a 50 euros», dice. Durante las épocas de mayor demanda de un año normal, el precio suele estar en torno a los 60 euros. Ahora esperan que en los planes de ayuda a los sectores afectados por el coronavirus covid-19 se acuerden de ellos.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Confinamiento contradictorio / Juan Mariano Pérez Abad *

Portugal intenta salvar su temporada turística

Día de la Virgen este 13 de mayo con el santuario de Fátima totalmente vacío